Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /home/candelav/public_html/libraries/cms/application/cms.php on line 460
Propiedades de la lavanda - Candela Vizcaíno

Propiedades de la lavanda

Propiedades de la lavanda

  

Una de las imágenes más placenteras para el alma y la vista es un enorme campo de lavanda a inicios de verano. Son famosos los que se encuentran junto a la Abadía de Senanque, en la Provenza, y cuyos monjes aún hoy en día han hecho de las propiedades de la lavanda su razón de ser. Con ella se elaboran todo tipo de productos cosméticos, perfumes, jabones y se extrae el aceite esencial con fines medicinales.  

¿Cómo es la planta de la lavanda? 

La lavanda no solo crece de una manera abrumadora en esta bonita región francesa, ya que la podemos encontrar en todos los países mediterráneos tanto los del norte (España, Italia, Grecia…) como los del Sur (en las zonas frescas de África). Pertenece a la familia de las labiadas donde encontramos otro tipos de plantas aromáticas con propiedades medicinales como la menta, el tomillo o la salvia.  

Su belleza y aroma va a la par que su resistencia, ya que se adapta bastante bien a los terrenos secos e, incluso, a los pedregosos. Eso sí, necesita bastante sol para que sus tallos cortos y leñosos exploten en sus maravillosas flores azules a inicio de verano. Las matas que forma, a la manera de los campos de trigo de Van Gogh, exhalan un maravilloso perfume proveniente del aceite esencial que es el que concentra las propiedades de la lavanda. 

Sus flores son de tamaño pequeño de color azul violáceo y se agrupa en espigas. Si se tocan tienen un tacto como grasiento o gomoso. Es debido al alto contenido en aceite esencial el cual recibe el nombre científico de Oleum lavandulae. Estas plantas suelen hibridar de forma natural entre sí formando ejemplares más resistentes. 

Quizás también te interese: Todo sobre el espino blanco 

Las propiedades de la lavanda en la medicina antigua y en la botica tradicional

Su uso está tan extendido y se remonta a época tan lejana que tenemos documentación del médico griego Dioscórides, que ejerció en la Grecia Helénica en el Siglo I antes de Cristo, hasta el francés Rene Gattefosse (1881-1950), uno de los padres fundadores de la aromaterapia moderna. En más de veinte siglos de medicina y de farmacología la lavanda ha ocupado un puesto de honor por sus propiedades medicinales, especialmente las relajantes y antisépticas. 

De Dioscórides se toman sus indicaciones para seguir cultivando la planta durante la Edad Media. Los monasterios y abadías, como la de Senanque en el sur de Francia, hicieron de la planta su razón de ser casi. Con mimo producían aceites esenciales que luego era empleados con otros usos como los jabones o perfumes.  

 

Sin embargo, parece ser que fueron los romanos los que utilizaron las propiedades de la lavanda con fervor incluso, ya que era la planta protagonista de sus populares baños. Se aprovecharon de sus propiedades antisépticas y relajantes potenciadas por el vapor de estas termas, donde se hacía vida social a la par que se cuidaba la higiene. Al paracer, su nombre científico “lavandula” proviene del latín “lavar”. Tanto era su uso que limpieza y salud se asimiló a la planta.  

Quizás también te interese: Usos y beneficios del té verde

Propiedades de la lavanda beneficiosas para la salud

1.- Se ha utilizado en aromaterapia desde antiguo 

Su maravilloso perfume, que nos remite a la frescura y al sol del Mediterráneo, no solo tiene ese poder evocador sino también ofrece un discreto efecto desinfectante. Por eso, la lavanda ha sido la favorita de los saquitos que se meten en los cajones de la ropa blanca y de los jabones típicos de Marsella que puedes encontrar en cualquier puesto de la zona. Su aroma limpia, relaja y te ayuda a dejar a un lado los pensamientos rumiantes. Está extendido esta esencia aromática en todo tipo de productos cosméticos desde jabones, colonias, champús o cremas. También es corriente utilizarlo para perfumar la casa bien sea en incienso o quemando directamente su aceite esencial.  

2.- La lavanda tiene propiedades relajantes 

Y estas también se conocen desde antiguo. El aceite esencial puro o bien mezclado con otro básico puede añadirse al baño o perfumar la almohada. Así conseguiremos calmar la mente, entrar en un estado espiritual pausado y calmado. Puede usarse incluso para el aseo de los bebés o de las personas enfermas. El aceite de lavanda o el alcohol de la planta ha sido utilizado desde épocas remotas para hacer friegas, masajes e, incluso, para la acupuntura. Calma el sistema nervioso, ayuda a conciliar el sueño, controla el estrés moderado y previene el insomnio. También tiene un efecto discreto contra el agotamiento de índole psicológica, el que no remite con reposo físico y que se desencadena por preocupaciones en exceso, cargas emocionales o duelos. 

Quizás también te interese: Las virtudes de la soja

3.- Propiedades de la lavanda para calmar el dolor muscular y articular

Con ese efecto se ha utilizado vehiculada con alcohol y aceites esenciales básicos (como el de almendras) para uso tópico. La lavanda ayuda a controlar las agujetas, el cansancio físico, el agotamiento, los esguinces y torceduras que cursan sin heridas ni cicatrices. Tiene también un ligero efecto analgésico  contra el dolor reumático. 

4.- La lavanda y sus propiedades antivirales y antibacterianas 

Especialmente de todos los gérmenes que se adhieren a la piel. Por eso, tradicionalmente su aceite esencial se ha usado en demasía en los jabones artesanos usados para la higiene corporal o del hogar. Su esencia calma también las picaduras de insectos a la par que baja la hinchazón. 

5.- Propiedades de la lavanda para las afecciones respiratorias

Aunque hay otras plantas medicinales, como el eucalipto, que ejercen un efecto potente en este sentido, esta refrescante planta ayuda a eliminar la mucosidad (especialmente si actúa en sinergia con los vapores), calma la irritación y baja la tos. Se utiliza para el tratamiento de enfermedades microbianas del sistema respiratorio que cursan con dolor leve como la faringitis o los resfriados. 

6.- Propiedades de la lavanda contra las cefaleas y el dolor de cabeza 

Al ser calmante y relajante la esencia de esta planta es una ayuda para este tipo de dolor que está tan vinculado con el cansancio motivado por estrés. En esta línea se puede aprovechar todos los alcoholes y esteres en la que es rica la flor para preparar aceite corporal o ayudarnos con aromaterapia. La esencia de lavanda quemada en el hogar es la mejor manera, a través del olfato, de encontrar ese equilibrio que ha roto el dolor. No hace falta ingerirla para aprovechar estas virtudes ya que hace efecto si la utilizamos de manera externa en forma de aceite corporal. Para un mayor efecto, colócala en la zona del pulso. 

7.- La lavanda también tiene efectos cicatrizantes 

No tanto como el poderoso aloe vera y la eficaz rosa mosqueta pero sí para las pequeñas heridas. Sus beneficios para la piel no se quedan aquí ya que también se ha utilizado para aliviar quemaduras, psoriasis, eccemas e, incluso, golpes con hematomas.

En definitiva, las propiedades de la lavanda se han aprovechado desde antiguo para relajar alma y cuerpo a la par que ayudaba a combatir infecciones microbianas. Como el estrés y el dolor psíquico están detrás de innumerables complicaciones a nivel físico, puede aprovecharse sus efectos para calmar el dolor de cabeza, el muscular, para ayudar a cicatrizar pequeñas heridas o calmar la piel.  Es una de las plantas más utilizadas en aromaterapia y en los productos higiénicos tradicionales. Hoy, como antaño, su producción aún se conserva de manera ecológica para desarrollar colonias o jabones que nos trasladan a un mundo limpio, tranquilo y soleado.

Por Candela Vizcaíno

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto