Qué ver en Praga con niños en tres días

Qué ver en Praga con niños en tres días

 

Actividades lúdicas y educativas para toda la familia durante un fin de semana o una escapada corta por la ciudad bohemia de Praga.

Con mucha probabilidad las familias viajeras, a priori, pueden rechazar Praga como destino de vacaciones. Aún así, las más expertas ya saben que ciudades como Venecia, Londres o París por poner solo tres ejemplos de entre las más espectaculares, ofrecen alternativas para todas las edades. ¡Muchas de ellas son curiosas, divertidas e instructivas! Y no solo se trata de parques temáticos (aunque tampoco vamos a decir que no) sino que las sorpresas se encuentran a la vuelta de la esquina, como el Museo de los niños de Florencia o las opciones que ofrece Sevilla.  

Praga 4

Pues bien, Praga también se encuentra en esta estela, ya que la bella ciudad bohemia, a pesar de ser conocida por su impresionante patrimonio monumental o por sus cafés literarios, es también un destino apto para pequeños viajeros. Si bien las zonas más conocidas pueden cansar a los pequeños (no así a los jovencitos y adolescentes), Praga dispone de emplazamientos de infarto que serán del agrado de toda la familia. Anota estas ideas. 

Praga 2

3 parques y jardines para disfrutar con la familia durante un fin de semana en Praga

Si se viaja durante pocos días, un fin de semana o un puente, se puede ir entremezclando las visitas a la parte vieja con tres zonas verdes (sin contar las laderas a orillas del río Moldava, refrescantes y encantadoras en cualquier estación). Anota:

  • El primero es el parque temático dedicado a los dinosaurios (Dino Park) del que no hacemos más comentarios porque los niños seguro que piden una visita. Abren a diario desde las 9 de la mañana hasta las 6 de la tarde y dispone de un cine 3D dedicado a estas bestias prehistóricas. Las películas están ambientadas en el medio marino.
  • El segundo es el Jardín Botánico, con actividades educativas y lúdicas para todos. Entre sus 52 hectáreas de terrenos se encuentra una viña y un auténtico jardín japonés que invita a la relajación y a la contemplación. Es uno de los más interesantes en su género de Europa.
  • El tercero, y más fascinante,  son los Jardines Vrtbovska. La zona verde y el palacio son de cuentos de hadas y, aparte de su amplia programación lúdica y cultural, puedes organizar la fiesta que desees, por si la familia viaja a Praga para celebrar algún evento. Las mejores citas se concentran en Navidad y a partir de finales de primavera cuando estos espectaculares jardines a la francesa se convierten en un escenario al aire libre donde se representan obras barrocas.  El calendario de invierno combina talleres con exposiciones o representaciones teatrales.

praga 3

Música y teatros de marionetas en las calles de Praga

Por otro lado, hay que tener en cuenta que el folclore de esta parte de mundo está muy arraigado en la vida cotidiana. Por eso, os encontraréis en todas las plazas y rincones, músicos callejeros y titiriteros que hacen las delicias de pequeños y mayores. Los teatros de marionetas de madera (sobre todo los que representan a brujas y monstruos) forman parte del patrimonio cultural de esta parte de mundo. 

Se puede disfrutar de manera gratuita (con una propina para los artistas) y, además, hay tiendas especializadas que venden estos deliciosos muñecos, como Loutky Marionetas. Son auténticas obras de arte y, de ningún modo, pueden considerarse recuerdos de viaje al uso. Son tan delicados que los niños no van a decir que no al plan, pero tampoco los mayores.  

prague 1845560 1280

4 paseos por la zona monumental de Praga acompañados de nuestros niños 

Aunque el viejo Cementerio Judío de Praga (y el barrio homónimo), una de las estampas más fotogénicas de Praga, será del agrado de los adultos en busca de historia, no siempre conviene llevar a los niños a este tipo de lugares por la ansiedad que puede generarles. Así que, como queremos un viaje instructivo y, a la vez, divertido, anota mejor las siguientes rutas culturales:

  • Visitar Praga y no subir al Castillo es tener una experiencia incompleta. Hay que pararse para deleitarse con los jardines repletos de esculturas, la Torre de la Pólvora,  la Catedral de San Vito o el Palacio Lobkowicz, el cual, a pesar de su grandiosidad artística, no va a gustar tanto como el Callejón de Oro. Los pequeños encontrarán en estas diminutas casas pintadas de colores, hoy ocupadas por artesanos, la concreción de un mundo de hadas, gnomos y duendes que también existió, en un tiempo pasado, en esta zona del mundo. Más que la figura de Kafka alucinarán con la historia del Golem (el ser inanimado que cobró vida por procedimientos mágicos).
  • Si se viaja con niños creciditos, a los que queremos introducir en las maravillas del arte, el Palacio Sternberg y el Convento de San Jorge tienen buenas pinacotecas.
  • De los edificios históricos de la Ciudad Vieja, los pequeños van a elegir el Ayuntamiento, puesto que se van a quedar fascinados con el Reloj Astronómico que se sitúa sobre una de sus puertas.  Está formado por dos ruedas (una es un calendario y la otra da la hora). En la de la parte superior, adornada con los doce signos del zodiaco, viven unos autómatas que salen cada cierto tiempo.

Para llegar hacia Malá Strana y las zonas que se encuentran en esta orilla, hay que cruzar el Puente de Carlos IV adornado con esculturas de santos. Otro día indicamos quién es quién, que los niños preguntan mucho. 

Praga 1

Tampoco hace falta que diga que el viaje se hace para conocer, pero también para conocerse. Estos lugares tan cargados de historia no solo deleitan a los mayores, también a los niños curiosos que descubren mundos nuevos y distintos al suyo. 

Por Candela Vizcaíno

candela

Habla con Candela

Quiero hablar con ella
 
  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios
 x 

Carro vacío

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto