Gotham City, la ciudad que nunca duerme, guía de viaje

Gotham City, la ciudad que nunca duerme, guía de viaje

Situada en el Estado de Nueva Jersey (EEUU), y con una población de 2.722.851 habitantes, la que fue la ciudad del crimen donde los villanos más retorcidos y perturbados llevaron a cabo las más rizadas fechorías se ha convertido en una bella ciudad que resurgida tras el terremoto que sufrió en 1998, no solamente puede visitarse con absoluta seguridad sino que se ha convertido en uno de los destinos más singulares y glamourosos de toda la costa este de EEUU.

¿Cómo es y cómo se formó Gotham?

Formada por tres islas comunicadas por canales y puentes, entrar en Gotham por cualquiera de sus largos viaductos nos seducirá en cuanto se vayan difuminando las formas de su actual arquitectura, que en sus inicios se debe al juez Solomon Wayne quien tras la Guerra Civil Americana supervisó la reconstrucción de la ciudad con un marcado estilo gótico que, con la llegada de los tiempos modernos, fue fusionando romanticismo y modernidad. Sus característicos rascacielos de pequeños ventanales con cristales mates de tonos amarillentos evocan los misterios que tras ellos la imaginación pueda idear. Remates abovedados, contrafuertes y desagües con formas fantasmagóricas, calles adoquinadas, y la cuasi omnipresente lluvia envuelven al visitante en un halo de tanta belleza como enigma. Un arcano que solamente recorriendo sus calles y entendiendo sus tramas podremos llegar a descubrir.


gotham city 9nm

Los 11 emplazamientos imprescindibles que debes recorrer en Gotham

En esta guía, proponemos entrar por el Vincefinkel Bridge, conocido popularmente como “El Viaducto Principal” para acercarnos a la primera parada obligada de la ciudad:

  1. El Museo de Antigüedades de Gotham, visita recomendada que nos introducirá en un ameno recorrido por la historia de la orbe armándonos culturalmente para entender sus calles y saborear cada uno de sus rincones. Se trata de una visita temática representada por actores que recorre los principales hitos de la historia de la ciudad desvelando las claves que ésta esconde.
  2. La Universidad de Gotham en el Kingston Square será nuestra segunda parada. Centro bohemio donde se entremezcla la agitación propia de una zona estudiantil con los principales centros de cultura y de ocio de la ciudad. Perderse entre sus calles, entrar en sus cafés, visitar sus librerías y acercarnos hasta el embarcadero en torno al que se encuentran las principales galerías de arte con un mosaico de estilos de lo más variado nos llevará a un estado de embriaguez artística. Como alternativa existen visitas guiadas por parte del personal universitario para conocer El Almacen de la Universidad, museo de antigüedades, es un laberinto repleto de objetos pertenecientes a antiguas culturas y de incalculable valor. Y ya de nuevo en el exterior, como no, tomar nota de alguno de los muchos clubs nocturnos que visitaremos bien entrada la noche. Pero de momento aprovecharemos bien el día dirigiéndonos a nuestra tercera visita.
  3. El Parque Robinson, con su imponente anfiteatro, alberga ciudadanos y visitantes que se acercan a disfrutar de un picnic mientras asisten a un bello espectáculo musical rodeado de las magnificas vistas que el parque ofrece: la sombra de los arboles centenarios, la magnificencia de las estatuas y la atmosfera tranquila componen un rincón de una serena perfección. El Foro de los Doce Césares, pieza central del Parque Robinson, rinde homenaje al antiguo imperio romano con fieles efigies de Emperadores. Rodeando el parque encontraremos multitud de cafeterías, heladerías y pequeños restaurantes donde reponer fuerzas.
  4. Hasta hace poco tiempo acceder al entramado de alcantarillas y al antiguo Metro de Gotham resultaba una misión solo al alcance de expertos burocráticos debido a la cantidad de licencias que se necesitaban. Gracias a los esfuerzos del Ayuntamiento por adecuarlos al turismo, actualmente es posible acceder a estos lugares subterráneos a través de las muchas agencias que al respecto se anuncian. Contratar cualquiera de ellas es una opción más que recomendable para imbuirse en los complejos y enigmáticos entramados tanto del antiguo Metro como de las alcantarillas, con visitas guiadas y teatralizadas que escenificarán encuentros con la exasperante Harley Quinn, el imponente Deathstroke, el temible Bane o el mismísimo Espantapájaros. De la misma forma, actualmente es posible visitar el restaurado Faro Carmine, o el subsuelo de la famosa fábrica de naipes Monarch, antiguos feudos de contrabandistas, villanos y gente de mal vivir.                           
  5. Nuestra siguiente visita obligada se encuentra en el actual East End, tal vez la localización más famosa de la ciudad: El Callejón del Crimen, donde se encuentra el punto que conmemora con algunas siempre presentes flores en el suelo el lugar donde fue asesinado el matrimonio Wayne. La muerte del famoso filántropo y su esposa es conocida como la tragedia del Park Row y supuso un punto de inflexión en la historia de una Gotham en la que los malhechores comenzarían a temer la noche. Puede causar extrañeza el hecho de que tan influyente suceso se conmemore solamente con flores manteniendo intacto el lugar. El motivo se debe a la voluntad del propio Bruce Wayne, hijo de los malogrados, que así lo solicitó. 
  6. Si vamos bien de tiempo podemos visitar como curiosidad el magnífico edificio original de las empresas Wayne, en el East End lindando con el Distrito de Burnley. Y si lo que pretendemos es cerrar un buen negocio, el centro económico gira en torno al nuevoEdificio de Empresas Wayne (Wayne Enterprises Building) en el Distrito de los Diamantes, junto a la vieja Gotham. El Distrito toma su nombre de la cantidad de negocios que allí existen que comercian con esta piedra preciosa.
  7. Visitar el Jardín Botánico Giordiano es como poco extraordinario: variados matices de verde inundan los recintos salpicados de brillantes flores con multitud de colores y rodeado con estatuas exóticas que confieren un significado artístico al verdor. Pero lo que dota de importancia y emoción a la visita es entrar en el invernadero, donde como ocurre en otros puntos ya citados, representaciones escénicas rememoran los enfrentamientos de Hiedra Venenosa con el mismísimo Murciélago.
  8. Tanto si vamos con niños como si no, para ir terminando el día nada mejor que relajarnos en La Milla de la Diversión.  Fue construida en los años 30 por Carlo Geraldi. En una ciudad cuyas industrias punteras eran la manufactura y el delito, la gente necesitaba una forma de escapar de la vida cotidiana y la Milla de la Diversión de Geraldi era la respuesta. La Milla ha sufrido varias crisis y en dos ocasiones se cerró al público. Actualmente, de nuevo abierta, goza de modernas atracciones e instalaciones, pero se conservan icónicas estructuras como la Casa de la Risa del Joker, una visita inolvidable para pequeños y grandes. Las Casas de la Risa se originaron en Coney Island y utilizaban curiosos mecanismos y astutos trucos para sorprender, asustar y divertir a los visitantes, siendo ésta de Gotham una de las más representativas de la época y aún en uso.
  9. Quedaría incompleta la visita a Gotham si obviamos el Asilo Arkham, situado en una pequeña isla elevada al oeste de la ciudad y a la que se accede a través del Viaducto Arkham. Se trata de un fantasmagórico caserón de estilo victoriano y magnitudes insondables fundado por Amadeus Arkham inicialmente como hospital pero que, a petición de la ciudad, tuvo que adaptarse como manicomio-cárcel para encerrar y tratar a los más peligrosos criminales que legalmente fueron declarados enfermos mentales.
  10. Convertido hoy en museo podemos visitar las celdas originales donde fueron recluidos villanos tan famosos como El Joker. Si traspasamos el umbral de su celda, la número 562, veremos las paredes garabateadas por el famoso villano. Estos muros parecen emitir el sonido de sus chistes y macabras bromas. Así mismo podemos visitar otras famosas celdas como la del procurador Harvey Dent, más conocido como Dos Caras, porque decidía la muerte o no de sus víctimas lanzando una moneda al aire; la celda 41 que acogió a la Dra. Harleen Quinzel tras convertirse en la caprichosa e histriónica Harley Quinn u otras celdas como la diseñada especialmente para recluir al poderoso Killer Croc. También está permitido recorrer las tres alas principales del manicomio: El Ala del frío (que acogía al Dr.Victor Fries, más conocido por Mr.Freeze). La Milla Verde donde estaba recluida la botánica Pamela Lilian Isley (Hiedra Venenosa) y El Ala de las Alucinaciones (donde estaba el Espantapájaros), visitar las salas donde la Dra. Arkham llevaba a cabo sus terapias y experimentos, y comtemplar alguno de sus cuadernos de anotaciones hoy expuestos al público implica intuir la locura que dominó Gotham durante décadas y homenajea el triunfo de la justicia y el orden sobre el delito y la ciminalidad. Debemos reseñar que existe una pugna por parte de las distintas agencias y empresas de ocio de la ciudad para que el Ayuntamiento autorice la creación de cuevas temáticas en torno a la Batcueva. A día de hoy, por propia petición de Bruce Wayne la Batcueva, aunque se trate de una recreación ficticia, debe continuar oculta y ajena a toda mirada, siendo el único homenaje explícito al Murcielago, el foco que a modo de ojo, vigila la noche.
  11. Tras salir de Arkham por su puerta principal (la entrada se hace por una lateral), nos encontramos con una de las vistas más espectaculares de la ciudad. Seguramente, si hemos seguido este itinerario, ya será de noche y,  reflejado en las nubes, podremos contemplar la famosa proyección de la figura de El Murciélago. Es el recuerdo y el legado que Gotham rinde a su más magnífico héroe y que representa que caída la noche, en Gotham se puede dormir tranquilo... O no.



gotham arkham asylum jpg

¿Dónde dormir en Gothan? Consejos de Viajes Aristocráticos…

En todo caso, tras el intenso itinerario no será un problema encontrar hospedaje si bien desde este site recomendamos dos de los mejores hoteles de la ciudad: el Ritz-Mariton Hotel, fastuoso edificio con 308 habitaciones y suites o el Aventine Hotel donde, además de cenar y dormir con todos los lujos, podremos terminar el día en su elitista casino.


Homenaje a Bob Kane. DC Comics. De Javier Plana para Viajes Aristocráticos.

candela

Habla con Candela

Quiero hablar con ella
 
  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios
 x 

Carro vacío

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto