Libro de poemas Hilando palabras de Candela Vizcaíno

Hilando palabras

Hilando palabras

©Candela Vizcaíno

Viniera,

viniera un hombre,

viniera un hombre al mundo, hoy, llevando

la luminosa barba de los

patriarcas: debería,

si de este tiempo

hablase, de-

bería

tan solo balbucir y balbucir

continua, continua-

mente

PAUL CELAN

Hilando 1 001

La espiral

Hilando 2 001

Es cosa que con los años pasa

Hilando 2 001   copia

Alfa y omega

Hilando 3 001

Silencio. Versión 1ª y 2ª

La caravana

los perros 

en verdad

han ladrado

pero es lo único que hacer hacer los perros

                                                           ladrar

ante el fuego reservado a los elegidos

la caravana se detiene

no es principio

                   ni fin

es camino

es

simplemente

                 camino

nosostros estuvimos aquí

                                   y La Historia

encontró durante algunos minutos

refugio en nuestras manos

La Historia con mayúsculas

la única Historia posible

la que escoge a los llamados

                                     para ser grandes

 

Hilando 4 001

Concierto coral para cinco instrumentos

 

Confesión 

querido amigo         desconocedor de mi esencia

un imposible trabajo me pides

a mí

a mí       que de sueños y más sueños

de sueños al ocaso regurgitados

he pasado la vida alimentando

de sueños

oye bien

y no de materia

de sueños

y no de luces y de sombras

ah amigo

mi otro

mi espejo

cómo esperas que tan admirable proeza

mis manos débiles urdan

ellas

ellas que malviven con las pocas palabras

que a oscuras atinan a enhebrar

Hilando 6 001

Silencio. Versión 3ª

Hilando 7 001

Acertijo

 

El camino

ahora

      en este ahora

                    mortal y pasajero

              y por eso mismo eterno

       en este ahora

que ha sido

   desde siempre

     has alcanzado el camino

el camino que lleva a los sueños

no lo abandones nunca

sin él serás la nada

con él lo serás todo

Hilando 8A 001

Silencio. Versión 4ª

Hilando 8 001

Silencio

El poema

supongo que sucedió a principios de los noventa

y lo supongo

porque no guardo en la memoria un solo gesto

que lleve a aquel día

en mi crónico descuido

de las cuentas a mantener con el tiempo

lejos quedaban los años vividos

solo con lo puesto

con la fe que dan los sueños

ya entonces

se había instalado la vida

la vida

y su realidad

y

lo que es peor

mentiras haciéndose pasar por realidad

lo que vino después es aún más borroso

las palabras amanecían a diario

en pie de guerra

inevitable la partida

la derrota siempre mía era

siguieron diálogos frustrados

con los pronombres y los verbos

y con giros sintácticos que 

afortunadamente

ha arrastrado el viento

   y así

      hasta esta mañana

        o hasta hace un rato

           y así

              sé que seguirá

                  hasta la aniquilación de la voz

                     o

                            del

                                       tiempo

Hilando 9 001

El fuego

 

Medio poética

he dicho del vacío

y del silencio

de la humillación

y del cansancio

en la guerra contra el tiempo

creo

que

en otro lugar he dicho

más no me repito

de la voz de hoy

esta que no es voz

que es solo tartamudeo

de un mundo nuevo

sin dioses ni credo

y también del que es mi no

oculto deseo

este que de nuevo

revelo

que más allá del eco

del último gemido

del último grito

encuentren estos versos

el hermano 

en el que seguir existiento

 

Nueva pregunta

es que tampoco sabías que había que defender las palabras que un día grabaste en el aire

 

Hilando11 001

 

Si en verdad pudiera

Hilando 12 001

Brindis para conjurar la tristeza

 

El libro Hilando palabras se imprimió en el verano del año 2004

en los talleres de la Prensa Cicuta (Cuevas de Almanzora, Almería)

bajo el cuidado de Doris y Emilio Sdun. 

Diseño y composición tipográfica a mano sobre papel Traçe de 160 gr.

fabricado por Papeterie Zuber Rieder.

Encuadernación de Gert Hoffrath, Rossdorf (Alemania). 

Edición limitada a 40 ejemplares firmados por Emilio Sdun y Candela Vizcaíno

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

candela

Habla con Candela

Quiero hablar con ella
 
  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios
 x 

Carro vacío

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto