Un día en Asilah, Marruecos

Asilah en Marruecos

Asilah en Marruecos

©Candela Vizcaíno

Es Asilah un pequeño pueblo blanco encaramado sobre un acantilado que mira al Océano Atlántico. Rodeado por una muralla levantada por los portugueses en el siglo XV para repeler el ataque de piratas y contrabandistas, hoy viven poco más de 2 000 almas. Todo eso cambia en verano cuando tiene lugar el Moussem Culterel International d’Asilah, un festival artístico (sobre todo centrado alrededor de la pintura mural) que se viene celebrando desde 1978 con el patrocinio real. Porque, si bien Asilah tiene una historia de bandidos y piratas, como la de El Raisuni (1871-1925), su hijo más ilustre (al reinventarse en la política), hoy quiere ser ese lugar bohemio donde se den cita los artistas contemporáneos en un ambiente distendido, tolerante y sin estridencias. 

Asilah 2 

Dónde está Asilah  

Esta pequeña villa se encuentra a poco más de una hora por carretera desde Tánger. Se llega por una vía paralela al Atlántico hasta desembocar en su medina amurallada, cuidada, encalada y pintada de azul que se asoma a las olas que se estrellan sobre su muralla. Más allá de la medina, se planeó, en los años veinte del siglo XX, un ensanche que poco ha evolucionado. Eso sí, en las últimas décadas, al calor del turismo internacional han surgido distintos emprendimientos (algunos fallidos en vistas de las obras paralizadas que se ven desde la carretera) dirigidos al público occidental. Aquí encuentras hoteles, campos de golf, complejos residenciales y, más al sur, sitios volcados en los deportes acuáticos, especialmente el surf. 

Asilah 1

La medina de Asilah  

Sin embargo, lo mejor de Asilah se encuentra en su interior, como tantas otras ciudades cerradas de Marruecos. Cruzando la puerta norte de la muralla levantada por los portugueses se accede a una medina limpia, con casas encaladas y ribeteadas de azul. Es aquí donde los comerciantes se afanan en presentar su mercancía, normalmente artesanía típica que comprar en Marruecos: desde cerámica hasta muebles pintados. La bohemia de Asilah es patente en cualquier época del año con esas telas que se levantan al viento con obras en las que rebosa el azul característico de la zona. 

Los sucesivos festivales han ido dejando, año tras año, una huella en los muros de este pequeño pueblo en forma de pinturas permanentes que dan un toque colorido al lugar. Aquí hay que pasear bordeando la muralla almenada y blanqueada mirando las olas. Hay que buscar las puertas decoradas, las galerías de arte y el palacio de El Raisuni, entre héroe y villano. Y después dejar que pase el tiempo en sus playas o sentados en sus cafés y restaurantes donde sirven un rico pescado de la zona. 

Asilah 0 

Datos prácticos para vivir Asilah en Marruecos  

Al estar a escasa distancia, se puede hacer una excursión desde o hacia Tánger. Si bien hay quienes se quedan todo el verano disfrutando de su ambiente bohemio, también hay quienes se acercan a Asilah a, simplemente, pasar el día. Los servicios de taxi son bastante razonables y se puede negociar (como todo en Marruecos) un precio justo. Te dejo a continuación el teléfono de un emprendedor local que nos trató bastante bien. No me llevo comisión. Otra opción es el autobús, aunque la estación está alejada de la zona de interés. Y el tren no llega a esta pequeña localidad. 

Taxi Said Asilah

212 677 186983

El pueblo se está convirtiendo en un destino de veraneo de la población occidental y hay innumerable oferta hotelera o tipo Airbn para todos los bolsillos. Los restaurantes son sencillos, sin pretensiones, con personal amable y recetas tradicional imprescindibles que comer en Marruecos dejando que el tiempo pase lentamente como les gusta a las gentes del lugar. 

©Candela Vizcaíno, PhD de las fotos y de los textos 

 

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios
image.jpeg Filosofia Historia
 

Mi Último Libro

Cuento infantil
 
el bosque de las respuestas

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto