dadaismo

stdClass Object
(
    [id] => 259
    [title] => Dadaísmo: características, representantes y obras
    [alias] => dadaismo
    [catid] => 34
    [published] => 1
    [introtext] => 

El Dadaísmo o Dadá fue uno de los movimientos artísticos de las vanguardias históricas que quiso hacer saltar por los aires la sociedad imperante a través de lo que denominaron antiarte.  

¿Qué fue el Dadaísmo o Dadá en arte?  

Estamos en los años duros de la Primera Guerra Mundial. En las trincheras se dirimía una nueva partición del mundo con su reguero de sangre inocente (siempre lo es).  Un año antes Einstein había publicado su Teoría de la Relatividad. La interpretación de los sueños de Freud estaba en apogeo afianzando el psicoanálisis. La percepción de los artistas era poco, más o menos, que el mundo (conocido) se terminaría de una mañana a otra. Con ese sustrato, nace el Dadaísmo o Dadá. Fue un movimiento rupturista al máximo (mucho más que el violento Futurismo) y entre sus “objetivos” finales estaba acabar con la cultura impuesta por la burguesía en el Romanticismo. Pero vamos por partes y poco a poco. 

Podemos considerar que el Dadaísmo surge en 1913 con los ready mades de Duchamp. El primero fue la rueda de bicicleta. Hacia el año 1924 el movimiento quedó finiquitado y sus miembros se adhirieron al pujante Surrealismo.  Este -ismo fue algo más que un movimiento artístico o literario y surgió con una finalidad política o subversiva casi, ya que pretendían liberar al ser humano de todas las ataduras de la tradición. Para ello utilizaron recursos de los sueños, el psicoanálisis, los símbolos…  Aunque puede considerarse finiquitado en esa fecha, podemos encontrar sustrato de este movimiento en propuestas artísticas contemporáneas como la poesía visual, la instalación o el land art. Joan Brossa, posterior y desligado de este movimiento de vanguardia histórica, no niega su filiación y adhesión al Dadaísmo. 

10 características del Dadaísmo

Es absolutamente necesario meterse en la cabeza que el arte es para los burgueses y yo entiendo por burgués un señor sin imaginación”

Con estas palabras justificaba Arthur Cravan, uno de los representantes del Dadaísmo, por qué había que romper con la tradición. Si esta es la primera característica del Dadaísmo, tenemos más. 

1.- Movimiento rebelde que pretende echar por los aires la sociedad burguesa

Y las palabras de Arthur Cravan al respecto son fuertemente descriptivas. Para los artistas del Dadaísmo el sistema imperante era considerado la fuente de todos los males. Recordemos que estamos inmersos en, hasta entonces, la más cruel guerra de la historia de Europa. Los cimientos del mundo conocido se tambalean y los creadores tienen la tentación de empezar de cero de una manera totalmente distinta de lo que se había hecho hasta entonces. Tampoco podemos obviar que todos ellos están aquejados de un fuerte sentimiento nihilista, natural si se evidencia tanta destrucción, sangre y muerte. 

2.- Realizaron un reforma radical de las formas artísticas imperantes

Para ello no pueden servir las fórmulas y los modos anteriores. Para el Dadaísmo es esencial utilizar unos materiales, géneros y montajes antes no visto. Se explica con el ejemplo “La Fuente” de Duchamp, un urinario masculino elevado a la categoría del arte simplemente porque hay una “intención” creadora (rompedora y de diálogo) y una firma en el mismo. 

3.- Se plantearon la utilidad y finalidad del arte mismo

Si un urinario puede ser elevado a la categoría de arte (con todo lo que tiene de escatológico y objeto de la vida cotidiana) es normal que se pregunten por los objetivos del mismo. ¿Para qué sirve? ¿Para generar belleza? ¿Acaso para remover conciencias? ¿O más bien el arte abre las puertas para la rebelión y los cambios sociales? El Dadaísmo se sitúa en la pregunta y esta va desde la inutilidad o nihilismo hasta el motor del progreso humano. 

4.- Dinamitaron las fronteras entre los géneros

Y lo hicieron para siempre. Los lienzos se realizan con objetos que forman un collage. Pero no se quedan aquí ya que evolucionan hacia el ensamble introduciendo objetos tridimensionales (cables de acero o arena). Algunas obras son de difícil clasificación y no pueden calificarse con los modos tradicionales de pintura, poesía, escultura u teatro.  

5.- En el Dadaísmo se utilizaron todo tipo de materiales incluido el reciclaje u objetos que no formaban parte tradicionalmente del arte

Y eso fue por primera vez en la historia, aunque posteriormente sería una práctica frecuente que se ha llevado hasta el extremo a finales del siglo XX (animales disecados, objetos biológicos, obras que se destruyen…) El movimiento utilizó vidrios en los lienzos, maderas coloreadas, hierro, acero… 

6.- Gusto por el collage en la línea del Cubismo hasta llegar al ensamblaje

No hay una obra del Dadaísmo que pueda considerarse pura. Cualquier título está elaborado siguiendo técnicas diversas y rompiendo la categoría de los géneros.  Otra innovación fue el fotomontaje realizado por Man Ray, el cual adelanta los modos y lirismo buscado por los surrealistas. 

7.- El Dadaísmo es un movimiento irónico, crítico y que recurre a un particular sentido del humor

Son dados a la payasada, a la parodia, al teatro loco, a buscar el revés más profundo de las cosas, de las relaciones humanas y del orden social. Nada se había hecho entonces en este sentido. Las obras de teatro estaban perfectamente estructuradas aunque fueran cómicas o sencillas. 

8.- Movimiento surgido en Zurich alrededor de Cabaret Voltaire

Desde finales del siglo XIX hasta casi finalizar el siglo XX, París era, sencillamente, el ombligo del mundo. En sus cafés y talleres se producía toda obra de arte que aspirara a ser internacional. En las mesas agolpadas en las aceras parisinas se hablaba de política, filosofía, religión o literatura. En los cabarets se encontraba inspiración para las obras de arte y Saint Germain y Montmatre se agolpaban los talleres de los artistas plásticos y escultores. Sin embargo, el Dadaísmo surgió en Zurich (Suiza), un lugar en el extrarradio, pero que se había declarado neutral en la guerra. Los dadaístas se congregaban en el Cabaret Voltaire. 

Paralelamente el movimiento toma cuerpo en Nueva York abanderado por Duchamp y Picabia, erigiéndose la Ciudad de los Rascacielos en centro artístico por primera vez en la historia del arte.  Por la parte europea se propaga hacia Berlín, el resto de Alemanía y Europa. 

9.- Más que el resultado de la obra prima la actitud y la intención

El Dadaísmo surgió como un movimiento "anti-arte". Para los artistas que lo conformaban era más importante la provocación, la ironía, el hacer mofa de una manera agresiva incluso que la propia producción. Por eso, se afanaron en realizar montajes teatrales, poéticos o instalaciones que hicieran saltar la concepción del arte y de la vida burguesa.  

10.- En literatura crearon los llamados poemas simultáneos

En el Cabaret Voltaire se daba rienda suelta a las propuestas del Dadaísmo literario y allí se hacían los recitales de poemas con un carácter provocador, revolucionario y transgresor. Tampoco podemos obviar un punto de “efant terrible” presente en las obras plásticas o escritas. Los poemas simultáneos fueron los que más éxito obtuvieron. Eran textos recitados a la vez en varias lenguas (inglés, francés y alemán). Ni que decir tiene que era imposible entender nada y que lo que se buscaba era, precisamente, el efecto de confusión como una moderna Babel que imposibilitaba cualquier atisbo de comunicación. 

El Dadaísmo literario también creó los poemas estáticos. Estos eran unos cartelones con la particular tipografía del movimiento y una palabra. Cada uno de ellos se colocaba en una silla. Se subía y bajaba el telón. Cada vez que había un cambio el escenario se trastocaba. En cada visión el mensaje era totalmente distinto. Con ello también se conseguía hacer pensar al espectador sobre las posibilidades polisémicas de la palabra literaria. 

10 representantes del Dadaísmo

1.- Marcel Duchamp (1887-1968), uno de los principales representantes del Dadaísmo 

Sitúa su centro de producción en Nueva York y es uno de los más combativos representantes del Dadaísmo contra lo que consideraban la corrupción del arte. Su estética manifiesta un hastío de las fórmulas comunicativos que se vuelven totalmente revolucionarias. Es el “inventor” de los denominados ready mades. Son objetos con una fuerte impronta onírica e irreal realizados utilizando la técnica del ensamblaje de otros existentes en la vida cotidiana. Si el carácter chocante de las obras puede invitar a la confusión en la interpretación, el título ayuda a ver el mensaje de la misma desde otra perspectiva.  

2.-Francis Picabia, el negador del arte

Nacido y muerto en París (1879-1953), pasó por todos los -ismos posibles desde el Cubismo hasta el Futurismo e, incluso, el orfismo. Mezcla objetos de tipo industrial con textos irónicos u jocosos en los que quiere hacer saltar por los aires la concepción burguesa del orden establecido.  

3.- Salvador Dalí, el surrealista que primero militó en el Dadaísmo

Uno de los representantes más significativos de este movimiento que, incluso, llevó su estática a la vivienda regalada a su esposa Gala en el Castillo de Púbol, militó en primera instancia siguiendo la línea de Dadá.

4.- Man Ray (1870-1970) el fotógrafo del Dadaísmo 

Sus fotografías son famosas aunque en la línea del Surrealismo. En 1915 se encuentra con Marcel Duchamp y emprende el camino de la innovación en fotografía utilizando el aerógrafo. También crea objetos imaginativos de difícil clasificación. 

5.- Jeans Arp, uno de los representantes del Dadaísmo más polifacético

Francés (1887-1966), lo mismo realiza esculturas que poemas. Pronto evolucionó hacia la abstracción y hacia el Surrealismo. 

7.- Max Ernst (1891-1976) otro de los representantes del Dadaísmo fundamentales

Durante toda su carrera experimentó con técnicas, formas y materiales. Llevó una vida azarosa con varios matrimonios (uno de ellos con Peggy Guggenheim y otro con Leonora Carrington) es también uno de los principales artistas del Surrealismo. 

8.- André Breton (1896 -1966), interesado por la escritura automática

Comenzó trabajando como enfermero en hospitales psiquiátricos. En aquella época, estos lugares eran lúgubres centros de reclusión de personas alejadas de cualquier curación (esquizofrenias, trastornos bipolares, alucinaciones y psicosis eran el día a día). Las teorías de Freud estaban ya publicadas y personal psiquiátrico y artistas se lanzaron a explorar los recovecos del inconsciente. André Breton fue uno de ellos interesándose, especialmente, por la escritura automática como médium casi de comunicación entre el espíritu inconsciente y la mente consciente. 

9.- Tristan Tzara (1896-1963) el máximo exponente del dadaísmo literario

Fue el quien organizó por todo París espectáculos callejeros en los que, en la línea del movimiento, su finalidad era hacer la función de anti-arte. Esto es, sería alejarse de la belleza para escandalizar. Fue también el creador de los distintos manifiestos (en total seis) del movimiento.  

10.- Beatriz Wood (1893-1998) o Mama Dada

Norteamericana de clase alta y tras un paso por París donde aprendió a hablar francés. Fue la fundadora de la revista The blind man, una de las publicaciones del movimiento.  

  • La Fuente de Duchamp
    La Fuente de Duchamp
  • LHOOQ
    LHOOQ
  • Cartel de encuentro  Dadá
    Cartel de encuentro Dadá

5 obras del Dadaísmo  

1.- La Fuente de Marcel Duchamp (1917).

2.- La novia puesta al desnudo por sus solteros, incluso (El gran Cristal) de Marcel Duchamp realizada entre 1915 y 1923.

3.- Nada de ello sabrán los hombres de Max Ernst de 1923.

4.- Retrato de Tristan Tzara (1916) de Jeans Arp.

5.- La conquista del filósofo por Giorgio Chirico  (1914) y luego sería abanderado de la pintura metafísica

Para mediados de los años veinte el movimiento quedó totalmente finiquitado y sus principales representantes se adhirieron a los modos del Surrealismo, el que predominó la escena artística del mediados del siglo XX por completo. 

Por Candela Vicaíno 

 

 

 

[fulltext] => [video] => [gallery] => [extra_fields] => [] [extra_fields_search] => [created] => 2019-06-09 13:33:38 [created_by] => 953 [created_by_alias] => [checked_out] => 0 [checked_out_time] => 0000-00-00 00:00:00 [modified] => 2019-06-09 14:05:11 [modified_by] => 953 [publish_up] => 2019-06-09 13:33:38 [publish_down] => 0000-00-00 00:00:00 [trash] => 0 [access] => 1 [ordering] => 31 [featured] => 1 [featured_ordering] => 141 [image_caption] => [image_credits] => [video_caption] => [video_credits] => [hits] => 680 [params] => Joomla\Registry\Registry Object ( [data:protected] => stdClass Object ( [enable_css] => 0 [jQueryHandling] => 1.8remote [backendJQueryHandling] => remote [userName] => 1 [userImage] => 1 [userDescription] => 1 [userURL] => 1 [userEmail] => 0 [userFeedLink] => 1 [userFeedIcon] => 1 [userItemCount] => 10 [userItemTitle] => 1 [userItemTitleLinked] => 1 [userItemDateCreated] => 1 [userItemImage] => 1 [userItemIntroText] => 1 [userItemCategory] => 1 [userItemTags] => 1 [userItemCommentsAnchor] => 1 [userItemReadMore] => 1 [userItemK2Plugins] => 1 [tagItemCount] => 10 [tagItemTitle] => 1 [tagItemTitleLinked] => 1 [tagItemDateCreated] => 1 [tagItemImage] => 1 [tagItemIntroText] => 1 [tagItemCategory] => 1 [tagItemReadMore] => 1 [tagItemExtraFields] => 0 [tagOrdering] => [tagFeedLink] => 1 [tagFeedIcon] => 1 [genericItemCount] => 10 [genericItemTitle] => 1 [genericItemTitleLinked] => 1 [genericItemDateCreated] => 1 [genericItemImage] => 1 [genericItemIntroText] => 1 [genericItemCategory] => 1 [genericItemReadMore] => 1 [genericItemExtraFields] => 0 [genericFeedLink] => 1 [genericFeedIcon] => 1 [feedLimit] => 10 [feedItemImage] => 1 [feedImgSize] => S [feedItemIntroText] => 1 [feedTextWordLimit] => [feedItemFullText] => 1 [feedItemTags] => 0 [feedItemVideo] => 0 [feedItemGallery] => 0 [feedItemAttachments] => 0 [feedBogusEmail] => [introTextCleanup] => 0 [introTextCleanupExcludeTags] => [introTextCleanupTagAttr] => [fullTextCleanup] => 0 [fullTextCleanupExcludeTags] => [fullTextCleanupTagAttr] => [xssFiltering] => 0 [linkPopupWidth] => 900 [linkPopupHeight] => 600 [imagesQuality] => 95 [itemImageXS] => 100 [itemImageS] => 200 [itemImageM] => 600 [itemImageL] => 800 [itemImageXL] => 1200 [itemImageGeneric] => 300 [catImageWidth] => 1200 [catImageDefault] => 1 [userImageWidth] => 100 [userImageDefault] => 1 [commenterImgWidth] => 48 [onlineImageEditor] => splashup [imageTimestamp] => 0 [imageMemoryLimit] => [socialButtonCode] => [twitterUsername] => [facebookImage] => Medium [comments] => 1 [commentsOrdering] => DESC [commentsLimit] => 10 [commentsFormPosition] => below [commentsPublishing] => 1 [commentsReporting] => 2 [commentsReportRecipient] => [inlineCommentsModeration] => 0 [gravatar] => 1 [antispam] => 0 [recaptchaForRegistered] => 1 [akismetForRegistered] => 1 [commentsFormNotes] => 1 [commentsFormNotesText] => [frontendEditing] => 1 [showImageTab] => 1 [showImageGalleryTab] => 1 [showVideoTab] => 1 [showExtraFieldsTab] => 1 [showAttachmentsTab] => 1 [showK2Plugins] => 1 [sideBarDisplayFrontend] => 0 [mergeEditors] => 1 [sideBarDisplay] => 1 [attachmentsFolder] => [hideImportButton] => 1 [googleSearch] => 0 [googleSearchContainer] => k2GoogleSearchContainer [K2UserProfile] => 0 [redirect] => 113 [adminSearch] => simple [cookieDomain] => [taggingSystem] => 1 [lockTags] => 0 [showTagFilter] => 0 [k2TagNorm] => 0 [k2TagNormCase] => lower [k2TagNormAdditionalReplacements] => [recaptcha_public_key] => [recaptcha_private_key] => [recaptcha_theme] => clean [recaptchaOnRegistration] => 0 [akismetApiKey] => [stopForumSpam] => 0 [stopForumSpamApiKey] => [showItemsCounterAdmin] => 1 [showChildCatItems] => 1 [disableCompactOrdering] => 0 [metaDescLimit] => 150 [enforceSEFReplacements] => 0 [SEFReplacements] => À|A, Á|A, Â|A, Ã|A, Ä|A, Å|A, à|a, á|a, â|a, ã|a, ä|a, å|a, Ā|A, ā|a, Ă|A, ă|a, Ą|A, ą|a, Ç|C, ç|c, Ć|C, ć|c, Ĉ|C, ĉ|c, Ċ|C, ċ|c, Č|C, č|c, Ð|D, ð|d, Ď|D, ď|d, Đ|D, đ|d, È|E, É|E, Ê|E, Ë|E, è|e, é|e, ê|e, ë|e, Ē|E, ē|e, Ĕ|E, ĕ|e, Ė|E, ė|e, Ę|E, ę|e, Ě|E, ě|e, Ĝ|G, ĝ|g, Ğ|G, ğ|g, Ġ|G, ġ|g, Ģ|G, ģ|g, Ĥ|H, ĥ|h, Ħ|H, ħ|h, Ì|I, Í|I, Î|I, Ï|I, ì|i, í|i, î|i, ï|i, Ĩ|I, ĩ|i, Ī|I, ī|i, Ĭ|I, ĭ|i, Į|I, į|i, İ|I, ı|i, Ĵ|J, ĵ|j, Ķ|K, ķ|k, ĸ|k, Ĺ|L, ĺ|l, Ļ|L, ļ|l, Ľ|L, ľ|l, Ŀ|L, ŀ|l, Ł|L, ł|l, Ñ|N, ñ|n, Ń|N, ń|n, Ņ|N, ņ|n, Ň|N, ň|n, ʼn|n, Ŋ|N, ŋ|n, Ò|O, Ó|O, Ô|O, Õ|O, Ö|O, Ø|O, ò|o, ó|o, ô|o, õ|o, ö|o, ø|o, Ō|O, ō|o, Ŏ|O, ŏ|o, Ő|O, ő|o, Ŕ|R, ŕ|r, Ŗ|R, ŗ|r, Ř|R, ř|r, Ś|S, ś|s, Ŝ|S, ŝ|s, Ş|S, ş|s, Š|S, š|s, ſ|s, Ţ|T, ţ|t, Ť|T, ť|t, Ŧ|T, ŧ|t, Ù|U, Ú|U, Û|U, Ü|U, ù|u, ú|u, û|u, ü|u, Ũ|U, ũ|u, Ū|U, ū|u, Ŭ|U, ŭ|u, Ů|U, ů|u, Ű|U, ű|u, Ų|U, ų|u, Ŵ|W, ŵ|w, Ý|Y, ý|y, ÿ|y, Ŷ|Y, ŷ|y, Ÿ|Y, Ź|Z, ź|z, Ż|Z, ż|z, Ž|Z, ž|z, α|a, β|b, γ|g, δ|d, ε|e, ζ|z, η|h, θ|th, ι|i, κ|k, λ|l, μ|m, ν|n, ξ|x, ο|o, π|p, ρ|r, σ|s, τ|t, υ|y, φ|f, χ|ch, ψ|ps, ω|w, Α|A, Β|B, Γ|G, Δ|D, Ε|E, Ζ|Z, Η|H, Θ|Th, Ι|I, Κ|K, Λ|L, Μ|M, Ξ|X, Ο|O, Π|P, Ρ|R, Σ|S, Τ|T, Υ|Y, Φ|F, Χ|Ch, Ψ|Ps, Ω|W, ά|a, έ|e, ή|h, ί|i, ό|o, ύ|y, ώ|w, Ά|A, Έ|E, Ή|H, Ί|I, Ό|O, Ύ|Y, Ώ|W, ϊ|i, ΐ|i, ϋ|y, ς|s, А|A, Ӑ|A, Ӓ|A, Ә|E, Ӛ|E, Ӕ|E, Б|B, В|V, Г|G, Ґ|G, Ѓ|G, Ғ|G, Ӷ|G, y|Y, Д|D, Е|E, Ѐ|E, Ё|YO, Ӗ|E, Ҽ|E, Ҿ|E, Є|YE, Ж|ZH, Ӂ|DZH, Җ|ZH, Ӝ|DZH, З|Z, Ҙ|Z, Ӟ|DZ, Ӡ|DZ, Ѕ|DZ, И|I, Ѝ|I, Ӥ|I, Ӣ|I, І|I, Ї|JI, Ӏ|I, Й|Y, Ҋ|Y, Ј|J, К|K, Қ|Q, Ҟ|Q, Ҡ|K, Ӄ|Q, Ҝ|K, Л|L, Ӆ|L, Љ|L, М|M, Ӎ|M, Н|N, Ӊ|N, Ң|N, Ӈ|N, Ҥ|N, Њ|N, О|O, Ӧ|O, Ө|O, Ӫ|O, Ҩ|O, П|P, Ҧ|PF, Р|P, Ҏ|P, С|S, Ҫ|S, Т|T, Ҭ|TH, Ћ|T, Ќ|K, У|U, Ў|U, Ӳ|U, Ӱ|U, Ӯ|U, Ү|U, Ұ|U, Ф|F, Х|H, Ҳ|H, Һ|H, Ц|TS, Ҵ|TS, Ч|CH, Ӵ|CH, Ҷ|CH, Ӌ|CH, Ҹ|CH, Џ|DZ, Ш|SH, Щ|SHT, Ъ|A, Ы|Y, Ӹ|Y, Ь|Y, Ҍ|Y, Э|E, Ӭ|E, Ю|YU, Я|YA, а|a, ӑ|a, ӓ|a, ә|e, ӛ|e, ӕ|e, б|b, в|v, г|g, ґ|g, ѓ|g, ғ|g, ӷ|g, y|y, д|d, е|e, ѐ|e, ё|yo, ӗ|e, ҽ|e, ҿ|e, є|ye, ж|zh, ӂ|dzh, җ|zh, ӝ|dzh, з|z, ҙ|z, ӟ|dz, ӡ|dz, ѕ|dz, и|i, ѝ|i, ӥ|i, ӣ|i, і|i, ї|ji, Ӏ|i, й|y, ҋ|y, ј|j, к|k, қ|q, ҟ|q, ҡ|k, ӄ|q, ҝ|k, л|l, ӆ|l, љ|l, м|m, ӎ|m, н|n, ӊ|n, ң|n, ӈ|n, ҥ|n, њ|n, о|o, ӧ|o, ө|o, ӫ|o, ҩ|o, п|p, ҧ|pf, р|p, ҏ|p, с|s, ҫ|s, т|t, ҭ|th, ћ|t, ќ|k, у|u, ў|u, ӳ|u, ӱ|u, ӯ|u, ү|u, ұ|u, ф|f, х|h, ҳ|h, һ|h, ц|ts, ҵ|ts, ч|ch, ӵ|ch, ҷ|ch, ӌ|ch, ҹ|ch, џ|dz, ш|sh, щ|sht, ъ|a, ы|y, ӹ|y, ь|y, ҍ|y, э|e, ӭ|e, ю|yu, я|ya [k2Sef] => 0 [k2SefLabelCat] => contenido [k2SefLabelTag] => etiqueta [k2SefLabelUser] => autor [k2SefLabelSearch] => buscar [k2SefLabelDate] => fecha [k2SefLabelItem] => 0 [k2SefLabelItemCustomPrefix] => [k2SefInsertItemId] => 1 [k2SefItemIdTitleAliasSep] => dash [k2SefUseItemTitleAlias] => 1 [k2SefInsertCatId] => 1 [k2SefCatIdTitleAliasSep] => dash [k2SefUseCatTitleAlias] => 1 [sh404SefLabelCat] => [sh404SefLabelUser] => autor [sh404SefLabelItem] => 2 [sh404SefTitleAlias] => alias [sh404SefModK2ContentFeedAlias] => rss [sh404SefInsertItemId] => 0 [sh404SefInsertUniqueItemId] => 0 [cbIntegration] => 0 [show_page_heading] => [categories] => Array ( [0] => 34 ) [menu_text] => 1 [secure] => 0 [page_title] => Arte [page_description] => [page_rights] => [robots] => [inheritFrom] => 0 [num_leading_items] => 0 [num_leading_columns] => 1 [leadingImgSize] => Large [num_primary_items] => 10 [num_primary_columns] => 1 [primaryImgSize] => Medium [num_secondary_items] => 0 [num_secondary_columns] => 1 [secondaryImgSize] => Small [num_links] => 0 [num_links_columns] => 1 [linksImgSize] => XSmall [catCatalogMode] => 0 [catFeaturedItems] => 1 [catOrdering] => rdate [catPagination] => 2 [catPaginationResults] => 0 [catTitle] => 1 [catTitleItemCounter] => 0 [catDescription] => 1 [catImage] => 1 [catFeedLink] => 1 [catFeedIcon] => 1 [subCategories] => 0 [subCatColumns] => 2 [subCatOrdering] => alpha [subCatTitle] => 1 [subCatTitleItemCounter] => 0 [subCatDescription] => 1 [subCatImage] => 1 [catItemTitle] => 1 [catItemTitleLinked] => 1 [catItemFeaturedNotice] => 0 [catItemAuthor] => 1 [catItemDateCreated] => 1 [catItemRating] => 0 [catItemImage] => 1 [catItemIntroText] => 1 [catItemExtraFields] => 0 [catItemHits] => 0 [catItemCategory] => 1 [catItemTags] => 1 [catItemAttachments] => 0 [catItemAttachmentsCounter] => 0 [catItemVideo] => 0 [catItemVideoAutoPlay] => 0 [catItemImageGallery] => 0 [catItemDateModified] => 0 [catItemReadMore] => 1 [catItemCommentsAnchor] => 1 [catItemK2Plugins] => 1 [itemDateCreated] => 1 [itemTitle] => 1 [itemFeaturedNotice] => 0 [itemAuthor] => 1 [itemFontResizer] => 1 [itemPrintButton] => 1 [itemEmailButton] => 1 [itemSocialButton] => 1 [itemVideoAnchor] => 1 [itemImageGalleryAnchor] => 1 [itemCommentsAnchor] => 1 [itemRating] => 1 [itemImage] => 1 [itemImgSize] => Large [itemImageMainCaption] => 1 [itemImageMainCredits] => 1 [itemIntroText] => 1 [itemFullText] => 1 [itemExtraFields] => 1 [itemDateModified] => 0 [itemHits] => 0 [itemCategory] => 1 [itemTags] => 1 [itemAttachments] => 1 [itemAttachmentsCounter] => 1 [itemVideo] => 1 [itemVideoAutoPlay] => 0 [itemVideoCaption] => 1 [itemVideoCredits] => 1 [itemImageGallery] => 1 [itemNavigation] => 1 [itemComments] => 1 [itemTwitterButton] => 0 [itemFacebookButton] => 0 [itemGooglePlusOneButton] => 0 [itemAuthorBlock] => 0 [itemAuthorImage] => 0 [itemAuthorDescription] => 0 [itemAuthorURL] => 0 [itemAuthorEmail] => 0 [itemAuthorLatest] => 0 [itemAuthorLatestLimit] => 5 [itemRelated] => 1 [itemRelatedLimit] => 3 [itemRelatedTitle] => 1 [itemRelatedCategory] => 0 [itemRelatedImageSize] => Small [itemRelatedIntrotext] => 0 [itemRelatedFulltext] => 0 [itemRelatedAuthor] => 0 [itemRelatedMedia] => 1 [itemRelatedImageGallery] => 0 [itemK2Plugins] => 1 [catMetaDesc] => Información y consejos de viajes por España, Europa, Africa, Asia y América. [catMetaKey] => viajes, turismo, vacaciones, viajes por España, viajes Europa, viajes Asia, Viajes Africa, información viajes, qué ver y hacer en... viajes en familia, rutas naturaleza [catMetaAuthor] => Candela Vizcaíno ) [separator] => . ) [metadesc] => Una introducción al Dadaísmo, movimiento artístico de las vanguardias históricas con mención a los representantes, obras y características. [metadata] => robots= author=Candela Vizcaíno [metakey] => dadaismo, dadaísmo, el dadaismo, caracteristicas del dadaismo, obras del dadaísmo, representantes del dadaismo, dadaismo características, dadaismo representantes, dadaismo obras, dada, dadá [plugins] => [language] => * [acy_created] => 2019-06-09 15:49:29 [categoryname] => Arte [categoryid] => 34 [categoryalias] => arte [categoryparams] => {"inheritFrom":"1","theme":"","num_leading_items":"2","num_leading_columns":"1","leadingImgSize":"Large","num_primary_items":"4","num_primary_columns":"2","primaryImgSize":"Medium","num_secondary_items":"4","num_secondary_columns":"1","secondaryImgSize":"Small","num_links":"4","num_links_columns":"1","linksImgSize":"XSmall","catCatalogMode":"0","catFeaturedItems":"1","catOrdering":"","catPagination":"2","catPaginationResults":"1","catTitle":"1","catTitleItemCounter":"1","catDescription":"1","catImage":"1","catFeedLink":"1","catFeedIcon":"1","subCategories":"1","subCatColumns":"2","subCatOrdering":"","subCatTitle":"1","subCatTitleItemCounter":"1","subCatDescription":"1","subCatImage":"1","itemImageXS":"","itemImageS":"","itemImageM":"","itemImageL":"","itemImageXL":"","catItemTitle":"1","catItemTitleLinked":"1","catItemFeaturedNotice":"0","catItemAuthor":"1","catItemDateCreated":"1","catItemRating":"0","catItemImage":"1","catItemIntroText":"1","catItemIntroTextWordLimit":"","catItemExtraFields":"0","catItemHits":"0","catItemCategory":"1","catItemTags":"1","catItemAttachments":"0","catItemAttachmentsCounter":"0","catItemVideo":"0","catItemVideoWidth":"","catItemVideoHeight":"","catItemAudioWidth":"","catItemAudioHeight":"","catItemVideoAutoPlay":"0","catItemImageGallery":"0","catItemDateModified":"0","catItemReadMore":"1","catItemCommentsAnchor":"1","catItemK2Plugins":"1","itemDateCreated":"1","itemTitle":"1","itemFeaturedNotice":"1","itemAuthor":"1","itemFontResizer":"1","itemPrintButton":"1","itemEmailButton":"1","itemSocialButton":"1","itemVideoAnchor":"1","itemImageGalleryAnchor":"1","itemCommentsAnchor":"1","itemRating":"1","itemImage":"1","itemImgSize":"Large","itemImageMainCaption":"1","itemImageMainCredits":"1","itemIntroText":"1","itemFullText":"1","itemExtraFields":"1","itemDateModified":"1","itemHits":"1","itemCategory":"1","itemTags":"1","itemAttachments":"1","itemAttachmentsCounter":"1","itemVideo":"1","itemVideoWidth":"","itemVideoHeight":"","itemAudioWidth":"","itemAudioHeight":"","itemVideoAutoPlay":"0","itemVideoCaption":"1","itemVideoCredits":"1","itemImageGallery":"1","itemNavigation":"1","itemComments":"1","itemTwitterButton":"1","itemFacebookButton":"1","itemGooglePlusOneButton":"1","itemAuthorBlock":"1","itemAuthorImage":"1","itemAuthorDescription":"1","itemAuthorURL":"1","itemAuthorEmail":"0","itemAuthorLatest":"1","itemAuthorLatestLimit":"5","itemRelated":"1","itemRelatedLimit":"5","itemRelatedTitle":"1","itemRelatedCategory":"0","itemRelatedImageSize":"0","itemRelatedIntrotext":"0","itemRelatedFulltext":"0","itemRelatedAuthor":"0","itemRelatedMedia":"0","itemRelatedImageGallery":"0","itemK2Plugins":"1","catMetaDesc":"Damos un repaso a todos los movimientos artísticos que ha habido en la historia del arte con una pausa en los artistas y sus obras. ","catMetaKey":"arte, historia del arte, movimientos artísticos, artistas, obras artísticas, biografías de artistas, estilos artísticos","catMetaRobots":"","catMetaAuthor":"Candela Vizcaíno"} [itemGroup] => leading [category] => TableK2Category Object ( [id] => 34 [name] => Arte [alias] => arte [description] =>

El arte es lo que queda cuando todo ha pasado. Es lo inmutable dentro del cambio. Es la belleza en un mundo en caos. El arte es parte importante de este sitio. Intentamos comprenderlo pero también hemos montado una galería con artistas emergentes. 

[parent] => 0 [extraFieldsGroup] => 0 [published] => 1 [image] => 34.png [access] => 1 [ordering] => 4 [params] => {"inheritFrom":"1","theme":"","num_leading_items":"2","num_leading_columns":"1","leadingImgSize":"Large","num_primary_items":"4","num_primary_columns":"2","primaryImgSize":"Medium","num_secondary_items":"4","num_secondary_columns":"1","secondaryImgSize":"Small","num_links":"4","num_links_columns":"1","linksImgSize":"XSmall","catCatalogMode":"0","catFeaturedItems":"1","catOrdering":"","catPagination":"2","catPaginationResults":"1","catTitle":"1","catTitleItemCounter":"1","catDescription":"1","catImage":"1","catFeedLink":"1","catFeedIcon":"1","subCategories":"1","subCatColumns":"2","subCatOrdering":"","subCatTitle":"1","subCatTitleItemCounter":"1","subCatDescription":"1","subCatImage":"1","itemImageXS":"","itemImageS":"","itemImageM":"","itemImageL":"","itemImageXL":"","catItemTitle":"1","catItemTitleLinked":"1","catItemFeaturedNotice":"0","catItemAuthor":"1","catItemDateCreated":"1","catItemRating":"0","catItemImage":"1","catItemIntroText":"1","catItemIntroTextWordLimit":"","catItemExtraFields":"0","catItemHits":"0","catItemCategory":"1","catItemTags":"1","catItemAttachments":"0","catItemAttachmentsCounter":"0","catItemVideo":"0","catItemVideoWidth":"","catItemVideoHeight":"","catItemAudioWidth":"","catItemAudioHeight":"","catItemVideoAutoPlay":"0","catItemImageGallery":"0","catItemDateModified":"0","catItemReadMore":"1","catItemCommentsAnchor":"1","catItemK2Plugins":"1","itemDateCreated":"1","itemTitle":"1","itemFeaturedNotice":"1","itemAuthor":"1","itemFontResizer":"1","itemPrintButton":"1","itemEmailButton":"1","itemSocialButton":"1","itemVideoAnchor":"1","itemImageGalleryAnchor":"1","itemCommentsAnchor":"1","itemRating":"1","itemImage":"1","itemImgSize":"Large","itemImageMainCaption":"1","itemImageMainCredits":"1","itemIntroText":"1","itemFullText":"1","itemExtraFields":"1","itemDateModified":"1","itemHits":"1","itemCategory":"1","itemTags":"1","itemAttachments":"1","itemAttachmentsCounter":"1","itemVideo":"1","itemVideoWidth":"","itemVideoHeight":"","itemAudioWidth":"","itemAudioHeight":"","itemVideoAutoPlay":"0","itemVideoCaption":"1","itemVideoCredits":"1","itemImageGallery":"1","itemNavigation":"1","itemComments":"1","itemTwitterButton":"1","itemFacebookButton":"1","itemGooglePlusOneButton":"1","itemAuthorBlock":"1","itemAuthorImage":"1","itemAuthorDescription":"1","itemAuthorURL":"1","itemAuthorEmail":"0","itemAuthorLatest":"1","itemAuthorLatestLimit":"5","itemRelated":"1","itemRelatedLimit":"5","itemRelatedTitle":"1","itemRelatedCategory":"0","itemRelatedImageSize":"0","itemRelatedIntrotext":"0","itemRelatedFulltext":"0","itemRelatedAuthor":"0","itemRelatedMedia":"0","itemRelatedImageGallery":"0","itemK2Plugins":"1","catMetaDesc":"Damos un repaso a todos los movimientos artísticos que ha habido en la historia del arte con una pausa en los artistas y sus obras. ","catMetaKey":"arte, historia del arte, movimientos artísticos, artistas, obras artísticas, biografías de artistas, estilos artísticos","catMetaRobots":"","catMetaAuthor":"Candela Vizcaíno"} [trash] => 0 [plugins] => [language] => * [_tbl:protected] => #__k2_categories [_tbl_key:protected] => id [_tbl_keys:protected] => Array ( [0] => id ) [_db:protected] => JDatabaseDriverMysqli Object ( [name] => mysqli [serverType] => mysql [connection:protected] => mysqli Object ( [affected_rows] => 1 [client_info] => mysqlnd 5.0.12-dev - 20150407 - $Id: 38fea24f2847fa7519001be390c98ae0acafe387 $ [client_version] => 50012 [connect_errno] => 0 [connect_error] => [errno] => 0 [error] => [error_list] => Array ( ) [field_count] => 3 [host_info] => Localhost via UNIX socket [info] => [insert_id] => 0 [server_info] => 5.6.40-84.0-log [server_version] => 50640 [stat] => Uptime: 239178 Threads: 2 Questions: 514369817 Slow queries: 7750 Opens: 4249978 Flush tables: 1 Open tables: 2048 Queries per second avg: 2150.573 [sqlstate] => 00000 [protocol_version] => 10 [thread_id] => 3545016 [warning_count] => 0 ) [nameQuote:protected] => ` [nullDate:protected] => 0000-00-00 00:00:00 [_database:JDatabaseDriver:private] => candelav_joom624 [count:protected] => 51 [cursor:protected] => [debug:protected] => [limit:protected] => 0 [log:protected] => Array ( ) [timings:protected] => Array ( ) [callStacks:protected] => Array ( ) [offset:protected] => 0 [options:protected] => Array ( [driver] => mysqli [host] => localhost [user] => candelav_joom624 [password] => yZU?(Dzm)[,W [database] => candelav_joom624 [prefix] => candv_ [select] => 1 [port] => 3306 [socket] => ) [sql:protected] => SELECT * FROM #__k2_tags WHERE name = 'dadaismo' [tablePrefix:protected] => candv_ [utf:protected] => 1 [utf8mb4:protected] => 1 [errorNum:protected] => 0 [errorMsg:protected] => [transactionDepth:protected] => 0 [disconnectHandlers:protected] => Array ( ) ) [_trackAssets:protected] => [_rules:protected] => [_locked:protected] => [_autoincrement:protected] => 1 [_observers:protected] => JObserverUpdater Object ( [observers:protected] => Array ( ) [doCallObservers:protected] => 1 ) [_columnAlias:protected] => Array ( ) [_jsonEncode:protected] => Array ( ) [_errors:protected] => Array ( ) [link] => /arte.html ) [link] => /arte/dadaismo.html [printLink] => /arte/dadaismo.html?print=1&tmpl=component [imageXSmall] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_XS.jpg [imageSmall] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_S.jpg [imageMedium] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_M.jpg [imageLarge] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_L.jpg [imageXLarge] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_XL.jpg [imageGeneric] => /media/k2/items/cache/a07bb170c4a36161aa1f8f4859c19794_Generic.jpg [cleanTitle] => Dadaísmo: características, representantes y obras [numOfComments] => 0 [text] =>

El Dadaísmo o Dadá fue uno de los movimientos artísticos de las vanguardias históricas que quiso hacer saltar por los aires la sociedad imperante a través de lo que denominaron antiarte.  

¿Qué fue el Dadaísmo o Dadá en arte?  

Estamos en los años duros de la Primera Guerra Mundial. En las trincheras se dirimía una nueva partición del mundo con su reguero de sangre inocente (siempre lo es).  Un año antes Einstein había publicado su Teoría de la Relatividad. La interpretación de los sueños de Freud estaba en apogeo afianzando el psicoanálisis. La percepción de los artistas era poco, más o menos, que el mundo (conocido) se terminaría de una mañana a otra. Con ese sustrato, nace el Dadaísmo o Dadá. Fue un movimiento rupturista al máximo (mucho más que el violento Futurismo) y entre sus “objetivos” finales estaba acabar con la cultura impuesta por la burguesía en el Romanticismo. Pero vamos por partes y poco a poco. 

Podemos considerar que el Dadaísmo surge en 1913 con los ready mades de Duchamp. El primero fue la rueda de bicicleta. Hacia el año 1924 el movimiento quedó finiquitado y sus miembros se adhirieron al pujante Surrealismo.  Este -ismo fue algo más que un movimiento artístico o literario y surgió con una finalidad política o subversiva casi, ya que pretendían liberar al ser humano de todas las ataduras de la tradición. Para ello utilizaron recursos de los sueños, el psicoanálisis, los símbolos…  Aunque puede considerarse finiquitado en esa fecha, podemos encontrar sustrato de este movimiento en propuestas artísticas contemporáneas como la poesía visual, la instalación o el land art. Joan Brossa, posterior y desligado de este movimiento de vanguardia histórica, no niega su filiación y adhesión al Dadaísmo. 

10 características del Dadaísmo

Es absolutamente necesario meterse en la cabeza que el arte es para los burgueses y yo entiendo por burgués un señor sin imaginación”

Con estas palabras justificaba Arthur Cravan, uno de los representantes del Dadaísmo, por qué había que romper con la tradición. Si esta es la primera característica del Dadaísmo, tenemos más. 

1.- Movimiento rebelde que pretende echar por los aires la sociedad burguesa

Y las palabras de Arthur Cravan al respecto son fuertemente descriptivas. Para los artistas del Dadaísmo el sistema imperante era considerado la fuente de todos los males. Recordemos que estamos inmersos en, hasta entonces, la más cruel guerra de la historia de Europa. Los cimientos del mundo conocido se tambalean y los creadores tienen la tentación de empezar de cero de una manera totalmente distinta de lo que se había hecho hasta entonces. Tampoco podemos obviar que todos ellos están aquejados de un fuerte sentimiento nihilista, natural si se evidencia tanta destrucción, sangre y muerte. 

2.- Realizaron un reforma radical de las formas artísticas imperantes

Para ello no pueden servir las fórmulas y los modos anteriores. Para el Dadaísmo es esencial utilizar unos materiales, géneros y montajes antes no visto. Se explica con el ejemplo “La Fuente” de Duchamp, un urinario masculino elevado a la categoría del arte simplemente porque hay una “intención” creadora (rompedora y de diálogo) y una firma en el mismo. 

3.- Se plantearon la utilidad y finalidad del arte mismo

Si un urinario puede ser elevado a la categoría de arte (con todo lo que tiene de escatológico y objeto de la vida cotidiana) es normal que se pregunten por los objetivos del mismo. ¿Para qué sirve? ¿Para generar belleza? ¿Acaso para remover conciencias? ¿O más bien el arte abre las puertas para la rebelión y los cambios sociales? El Dadaísmo se sitúa en la pregunta y esta va desde la inutilidad o nihilismo hasta el motor del progreso humano. 

4.- Dinamitaron las fronteras entre los géneros

Y lo hicieron para siempre. Los lienzos se realizan con objetos que forman un collage. Pero no se quedan aquí ya que evolucionan hacia el ensamble introduciendo objetos tridimensionales (cables de acero o arena). Algunas obras son de difícil clasificación y no pueden calificarse con los modos tradicionales de pintura, poesía, escultura u teatro.  

5.- En el Dadaísmo se utilizaron todo tipo de materiales incluido el reciclaje u objetos que no formaban parte tradicionalmente del arte

Y eso fue por primera vez en la historia, aunque posteriormente sería una práctica frecuente que se ha llevado hasta el extremo a finales del siglo XX (animales disecados, objetos biológicos, obras que se destruyen…) El movimiento utilizó vidrios en los lienzos, maderas coloreadas, hierro, acero… 

6.- Gusto por el collage en la línea del Cubismo hasta llegar al ensamblaje

No hay una obra del Dadaísmo que pueda considerarse pura. Cualquier título está elaborado siguiendo técnicas diversas y rompiendo la categoría de los géneros.  Otra innovación fue el fotomontaje realizado por Man Ray, el cual adelanta los modos y lirismo buscado por los surrealistas. 

7.- El Dadaísmo es un movimiento irónico, crítico y que recurre a un particular sentido del humor

Son dados a la payasada, a la parodia, al teatro loco, a buscar el revés más profundo de las cosas, de las relaciones humanas y del orden social. Nada se había hecho entonces en este sentido. Las obras de teatro estaban perfectamente estructuradas aunque fueran cómicas o sencillas. 

8.- Movimiento surgido en Zurich alrededor de Cabaret Voltaire

Desde finales del siglo XIX hasta casi finalizar el siglo XX, París era, sencillamente, el ombligo del mundo. En sus cafés y talleres se producía toda obra de arte que aspirara a ser internacional. En las mesas agolpadas en las aceras parisinas se hablaba de política, filosofía, religión o literatura. En los cabarets se encontraba inspiración para las obras de arte y Saint Germain y Montmatre se agolpaban los talleres de los artistas plásticos y escultores. Sin embargo, el Dadaísmo surgió en Zurich (Suiza), un lugar en el extrarradio, pero que se había declarado neutral en la guerra. Los dadaístas se congregaban en el Cabaret Voltaire. 

Paralelamente el movimiento toma cuerpo en Nueva York abanderado por Duchamp y Picabia, erigiéndose la Ciudad de los Rascacielos en centro artístico por primera vez en la historia del arte.  Por la parte europea se propaga hacia Berlín, el resto de Alemanía y Europa. 

9.- Más que el resultado de la obra prima la actitud y la intención

El Dadaísmo surgió como un movimiento "anti-arte". Para los artistas que lo conformaban era más importante la provocación, la ironía, el hacer mofa de una manera agresiva incluso que la propia producción. Por eso, se afanaron en realizar montajes teatrales, poéticos o instalaciones que hicieran saltar la concepción del arte y de la vida burguesa.  

10.- En literatura crearon los llamados poemas simultáneos

En el Cabaret Voltaire se daba rienda suelta a las propuestas del Dadaísmo literario y allí se hacían los recitales de poemas con un carácter provocador, revolucionario y transgresor. Tampoco podemos obviar un punto de “efant terrible” presente en las obras plásticas o escritas. Los poemas simultáneos fueron los que más éxito obtuvieron. Eran textos recitados a la vez en varias lenguas (inglés, francés y alemán). Ni que decir tiene que era imposible entender nada y que lo que se buscaba era, precisamente, el efecto de confusión como una moderna Babel que imposibilitaba cualquier atisbo de comunicación. 

El Dadaísmo literario también creó los poemas estáticos. Estos eran unos cartelones con la particular tipografía del movimiento y una palabra. Cada uno de ellos se colocaba en una silla. Se subía y bajaba el telón. Cada vez que había un cambio el escenario se trastocaba. En cada visión el mensaje era totalmente distinto. Con ello también se conseguía hacer pensar al espectador sobre las posibilidades polisémicas de la palabra literaria. 

10 representantes del Dadaísmo

1.- Marcel Duchamp (1887-1968), uno de los principales representantes del Dadaísmo 

Sitúa su centro de producción en Nueva York y es uno de los más combativos representantes del Dadaísmo contra lo que consideraban la corrupción del arte. Su estética manifiesta un hastío de las fórmulas comunicativos que se vuelven totalmente revolucionarias. Es el “inventor” de los denominados ready mades. Son objetos con una fuerte impronta onírica e irreal realizados utilizando la técnica del ensamblaje de otros existentes en la vida cotidiana. Si el carácter chocante de las obras puede invitar a la confusión en la interpretación, el título ayuda a ver el mensaje de la misma desde otra perspectiva.  

2.-Francis Picabia, el negador del arte

Nacido y muerto en París (1879-1953), pasó por todos los -ismos posibles desde el Cubismo hasta el Futurismo e, incluso, el orfismo. Mezcla objetos de tipo industrial con textos irónicos u jocosos en los que quiere hacer saltar por los aires la concepción burguesa del orden establecido.  

3.- Salvador Dalí, el surrealista que primero militó en el Dadaísmo

Uno de los representantes más significativos de este movimiento que, incluso, llevó su estática a la vivienda regalada a su esposa Gala en el Castillo de Púbol, militó en primera instancia siguiendo la línea de Dadá.

4.- Man Ray (1870-1970) el fotógrafo del Dadaísmo 

Sus fotografías son famosas aunque en la línea del Surrealismo. En 1915 se encuentra con Marcel Duchamp y emprende el camino de la innovación en fotografía utilizando el aerógrafo. También crea objetos imaginativos de difícil clasificación. 

5.- Jeans Arp, uno de los representantes del Dadaísmo más polifacético

Francés (1887-1966), lo mismo realiza esculturas que poemas. Pronto evolucionó hacia la abstracción y hacia el Surrealismo. 

7.- Max Ernst (1891-1976) otro de los representantes del Dadaísmo fundamentales

Durante toda su carrera experimentó con técnicas, formas y materiales. Llevó una vida azarosa con varios matrimonios (uno de ellos con Peggy Guggenheim y otro con Leonora Carrington) es también uno de los principales artistas del Surrealismo. 

8.- André Breton (1896 -1966), interesado por la escritura automática

Comenzó trabajando como enfermero en hospitales psiquiátricos. En aquella época, estos lugares eran lúgubres centros de reclusión de personas alejadas de cualquier curación (esquizofrenias, trastornos bipolares, alucinaciones y psicosis eran el día a día). Las teorías de Freud estaban ya publicadas y personal psiquiátrico y artistas se lanzaron a explorar los recovecos del inconsciente. André Breton fue uno de ellos interesándose, especialmente, por la escritura automática como médium casi de comunicación entre el espíritu inconsciente y la mente consciente. 

9.- Tristan Tzara (1896-1963) el máximo exponente del dadaísmo literario

Fue el quien organizó por todo París espectáculos callejeros en los que, en la línea del movimiento, su finalidad era hacer la función de anti-arte. Esto es, sería alejarse de la belleza para escandalizar. Fue también el creador de los distintos manifiestos (en total seis) del movimiento.  

10.- Beatriz Wood (1893-1998) o Mama Dada

Norteamericana de clase alta y tras un paso por París donde aprendió a hablar francés. Fue la fundadora de la revista The blind man, una de las publicaciones del movimiento.  

  • La Fuente de Duchamp
    La Fuente de Duchamp
  • LHOOQ
    LHOOQ
  • Cartel de encuentro  Dadá
    Cartel de encuentro Dadá

5 obras del Dadaísmo  

1.- La Fuente de Marcel Duchamp (1917).

2.- La novia puesta al desnudo por sus solteros, incluso (El gran Cristal) de Marcel Duchamp realizada entre 1915 y 1923.

3.- Nada de ello sabrán los hombres de Max Ernst de 1923.

4.- Retrato de Tristan Tzara (1916) de Jeans Arp.

5.- La conquista del filósofo por Giorgio Chirico  (1914) y luego sería abanderado de la pintura metafísica

Para mediados de los años veinte el movimiento quedó totalmente finiquitado y sus principales representantes se adhirieron a los modos del Surrealismo, el que predominó la escena artística del mediados del siglo XX por completo. 

Por Candela Vicaíno 

 

 

 

[event] => stdClass Object ( [BeforeDisplay] => [AfterDisplay] => [AfterDisplayTitle] => [BeforeDisplayContent] => [AfterDisplayContent] => [K2BeforeDisplay] => [K2AfterDisplay] => [K2AfterDisplayTitle] => [K2BeforeDisplayContent] => [K2AfterDisplayContent] => ) )

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto