Teatro experimental y Grotowski

Teatro experimental

Teatro experimental

Candela Vizcaíno

 

El teatro experimental nace a mediados del siglo XX en contraposición al comercial (focalizado en Broadway) y fue desarrollado por grupos independientes (algunos vinculados a los ámbitos universitarios) de Estados Unidos y Europa. Su máximo representante y, a la vez, más importante teórico es el polaco Jerzy Grotowski (1933-1999). Creó en 1959 el Teatro Laboratorio o Laboratorio Teatral donde las representaciones no eran “para” el público sino “delante de”. Todo ello conformó emprendimientos de pequeño tamaño en los que se priorizaba la fuerza expresiva del actor sin apoyo de decorado o atrezzo especial.  

Orígenes y evolución del teatro experimental 

1.- Pueden rastrearse los inicios de esta particular fórmula dramática en los preceptos de Constantin Stanislavski (1863-1938), uno de los grandes revolucionarios del teatro del siglo XX.

2.- Posteriormente, sus discípulos, agrupados bajo la denominación de Octubre teatral, experimentaron con teatros pequeños, bautizados como “de cámara” en los que intérpretes y público cabían en un simple salón. En esta línea hay que anotar el Intime Theatre de Estocolmo fundado en 1907 por Strindberg. 

3.- Paralelamente, en la década de los veinte, en Estados Unidos, por parte de una élite culta se produce una reacción a los grandes espectáculos de Broadway.

4.- Comenzaron a abrirse pequeños escenarios como el Toy Theatre de Boston o Little Theatre, tanto en New York como en Chicago. 

5.- Además, en esta época surge el teatro universitario. El primero data de 1913 fundado por George Pierce Baker bajo el nombre de 47 Workshop. 

6.- A mediados del siglo hubo una reacción aún más radical hacia el teatro comercial y popular de Broadway propiciando distintos emprendimientos como el Open Theatre o el Living Theatre. 

7.- En la década de los cincuenta, tenemos el denominado Teatro Campesino (emplazado en Estados Unidos) que se dedica a fomentar puestas en escena al aire libre en parques y plazas.  Improvisan con distintas técnicas, que beben, incluso, de los malabares del circo o los desfiles. 

8.- Desde Norteamérica, el teatro experimental se fue extendiendo por toda Europa tras la Segunda Guerra Mundial y cristalizó en los llamados teatros de bolsillo. A España llegó más tarde con compañías como TEI, Els Joglars o Tábano. 

Características del teatro experimental  

1.- Es un teatro íntimo, pequeño, alejado de las grandes escenas, donde solo tiene cabida un máximo de cincuenta personas. 

2.- Paralelamente, se reniega de los emplazamientos tradicionales y se buscan espacios alternativos: garajes, salones, almacenes, edificios abandonados… 

3.- Es un teatro culto dirigido a un público entendido que no busca el entretenimiento sino una experiencia de inmersión. 

4.- Estuvo ligado en su momento (alrededor de la década de los treinta) a los pequeños teatros universitarios de América del Norte y, posteriormente, el formato se exportó a las facultades europeas. 

5.- Se eliminan todos los efectos propios del teatro anterior y, por supuesto, se alejan del detallismo del naturalismo en teatro. Los espacios se vacían en extremo, tanto que incluso se sustituye la escena por una tarima y, en algún caso, ni siquiera eso propiciando, así, la mezcla del público con los actores. 

6.- En este sentido, tampoco se recurre, como hicieron los representantes del teatro simbolista, a los efectos del luces y sonido. Ni siquiera hay un apoyo musical. El escenario se encuentra tan desnudo que la expresión recae en el texto y en la pericia y/o talento del actor. 

7.- Dicho esto, las obras se sustentan en los movimientos, la danza, la voz y la fuerza expresiva del actor. Este, además, debe hacer un profundo trabajo psicológico. 

9.- El director queda relegado ya que se elimina de un plumazo toda la parafernalia de la puesta en escena. Es el intérprete el encargado de llevar las riendas de la función. 

10.- Por tanto, el actor debe salir fuera de sí mismo y, a la vez, presentarse de manera descarnada, auténtica, veraz y entregado a su función artística.

11.- Hay preferencia por los temas místicos, simbólicos o centrados alrededor de los significados del inconsciente colectivo de C.G. Jung

12.- Jerzy Grotowoski, su máximo representante,  gustó de los textos del canon llevados a escena de manera radical para conformar su particular teatro experimental. Entre sus éxitos se encuentran obras de Pedro Calderón de la Barca, Lord Byron, Marlowe o Kalidasa.  

Jerzy Grotowoski  

Es el máximo exponente del teatro experimental tanto europeo como americano comparándose con Stanislavski. Su importancia radica tanto en las fantásticas puestas en escenas que realizó como en su faceta teórica y crítica. Aunque eligió obras contemporáneas, también trabajó con los clásicos antiguos, como El príncipe constante de Calderón. Crea en 1959 el Teatro Laboratorio o Laboratorio Teatral en la ciudad polaca de Opole. En 1965 se traslada a Breslavia. Grotowoski indagó sobre las posibilidades creativas del actor siempre ateniéndose a las investigaciones psicológicas de Jung y sus estudios sobre el inconsciente colectivo que tanta influencia ejerció en la época. 

Llevó a escena un teatro ritual, basado en los mitos universales y en los recién descubiertos arquetipos. Busca el desnudamiento, el vacío, la esencia y se basa en las posibilidades de declamación del actor siempre entrenado y motivado.  

… el aspecto medular del arte teatral es la técnica escénica y personal del actor […] todo está modulado sobre el actor; sobre su cuerpo, su voz y su alma.  

Grotowoski trabajó, además, con las posibilidades simbólicas de las máscaras (en su sentido profundo y espiritual), aunque no gustaba ni del maquillaje ni del disfraz. Este mismo proceso lo llevó a la escena llegando a iluminar el patio de butacas en lugar del escenario. Este, además, se difumina con el público y los actores se mueven por todo el espacio invadiéndolo y haciendo partícipes de la obra a todos los allí congregados. El teatro experimental, en definitiva, coetáneo con las grandes producciones cinematográficas de Hollywood y Europa, busca una vuelta a la esencia, a los orígenes y a lo básico.  

Por Candela Vizcaíno | Doctora en Comunicación por la Universidad de Sevilla 

 

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios

el bosque de las respuestas

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto