• Portada
  • Arte
  • Definición y 10 características del pop art

Definición y 10 características del pop art

Definición y 10 características del pop art

 

Las vanguardias históricas habían estado, hasta la irrupción del pop art o arte pop como se conoce en español, centradas en los -ismos y en París. En la capital de Francia se daban cita artistas diversos, filósofos con ínfulas políticas, aventureros en busca de sí mismos y todo tipo de gentes del mundo de la cultura. Allí nacieron el surrealismo y trabajaron los artistas del cubismo, los dos movimientos que más influencia han ejercido en el siglo XX. Todo cambió a finales de la década de los cincuenta al tiempo que la población occidental se sacudía de todos los horrores de las dos grandes guerras y comenzaba un camino para el capitalismo de consumo que hoy conocemos. Esta transformación comenzó, en primera medida, en Estados Unidos extendiéndose a Europa una década después. En paralelo, el epicentro artístico también sufrió un traslado desde la capital francesa hasta New York.  

Pop Art: Latas de sopa de Andy Warhol

Definición de pop art o arte pop 

A finales de la década de los cincuenta aparecen las primeras obras. Aunque voy a explayarme en algunas características del pop art o arte pop, este nuevo movimiento puede ser definido como un cambio radical en la manera de hacer arte, ya que deja a un lado los modos tradicionales de la pintura (óleo, acuarela, lápices…) para centrarse en las formas creativas de las artes seriadas (litografías, grabados, producción de libros, serigrafías…) Fue el movimiento estético preponderante en Estados Unidos (donde miraba todo Occidente por entonces) durante la década de los sesenta. 

Andy Warhol: Marilyn

Además, el pop art echa mano de cualquier cosa que pudiera servirle para sus creaciones incorporando a la obra material de desecho e, incluso, basura. Dicho de esto modo pudiera parecer que esta estética se regodea en lo feo o en lo que nadie quiere. Pero nada está más lejos de la realidad, ya que si hay una definición del pop art que se ajuste a su realidad esta debe incluir las palabras publicidad y bienes de consumo de masas. La estética del pop art no entra en los grandes, medianos o pequeños dramas del ser humano y se centra en reproducir elementos que comenzaban a ser frecuentes en una sociedad cada vez más rica. También son frecuentes las celebridades y personajes de la época (hoy parte de la historia) como la estética del cómic. El pop art fue la respuesta alegre de una época despreocupada al máximo. 

 

10 características del pop art o arte pop 

1.- Si hay un arte amable que no entra en los horrores de la humanidad este es el pop art 

La década de los cincuenta estaba pronto a terminar y los malos días habían pasado. La población en general podía disfrutar de bienes y servicios antes inimaginables. La economía crecía sin parar y todo alrededor daba la sensación de prosperidad (y así era efectivamente). En este contexto nace el pop art o arte pop en el círculo artístico de Nueva York. Nada en estas obras (en principio) nos recuerdan los grandes o pequeños problemas de la humanidad. Todo en ellas es cotidiano, frecuente, de supermercado casi. Y además está representado de una manera tan distendida que es difícil encontrar un paralelo semejante en la historia del arte. 

2.- No se entiende el pop art o arte pop sin el despegue de la sociedad de consumo

En estas obras aparecen parejas en el coche, muchachas que se bañan alegremente en casa, latas de sopa listas para consumir, botellas de Coca-Cola que acompañan al ocio de los jóvenes… El pop art es la primera representación de la sociedad de consumo, de la inicial, de la que se adentró con alegría (porque el precedente era la escasez) en los hábitos de compra de todo tipo de bienes y servicios. Y estos se representan de forma desenfada y sin hacer muchas preguntas. Eso llegaría después con otras estéticas que se alargan hasta el siglo XXI. 

 

3.- Una de las características del pop art más llamativa es su relación con la publicidad

Y si algo es inherente a la sociedad de consumo, esta es su acompañamiento de la publicidad. Tanto es así que casi no se puede entender una sin la otra. La mayoría de los artistas del pop art se habían iniciado en el mundo de la comunicación publicitaria desde distintos ámbitos. Unos pintaron vallas con anuncios, otros habían organizado campañas o habían diseñado etiquetas o el formato mismo de los productos a publicitar. El caso es que la publicidad y sus normas están presentes en estas obras. Es tan evidente que se nota hasta a simple vista con obras en las que son frecuentes las llamadas con tipografía, los colores planos y vibrantes, las líneas marcadas, la tendencia al minimalismo para que nada distraiga la atención del objeto protagonista. 

4.- Los personajes e iconos de la época suelen ser protagonistas de estas obras

Porque si hay un gusto por reproducir los objetos típicos de una época (desde ropa hasta menaje) también hay un amor por los personajes de la época. En este sentido, podemos encuadrar los míticos y reconocidos cuadros de Andy Warhol (uno de sus mayores representantes) en los que son protagonistas M. Monroe o Mao.  

 

5.- Otra de las características del pop art o arte pop es su relación con el cómic 

Otros artistas, como es el caso de Roy Lichtenstein, muestran una preferencia por la estética del cómic tan evidente que ni siquiera requiere más aclaración. Son obras en las que nos parece asistir a viñetas con sus colores planos, sus líneas marcadas e, incluso, los “bocadillos” con la verbalización en tipografía de los personajes. La cultura popular de los tebeos o de las revistas de entretenimiento entra en el “gran arte” difuminando para siempre las fronteras entre uno y otro. A la par, como ocurre siempre con cualquier manifestación cultural, esta no puede dejar de reflejar los modos de su tiempo. 

6.- El pop art se vale de las técnicas y métodos de las artes gráficas tradicionales

Aunque hay uso del lienzo o del óleo, este queda totalmente relegado a favor de técnicas que hasta entonces se habían utilizado para las artes gráficas y sus modos de reproducción. 

7.- No fue un grupo homogéneo y el epicentro artístico estuvo en New York

Hasta este momento, finales de la década de los cincuenta y hasta los primeros años setenta, cuando se desarrolla el pop art, los artistas habían estado agrupados. El epicentro normalmente era París donde se reunían en sus cafés o lugares de encuentro. Allí se hacían los manifiestos o se ponían en marcha las obras más diversas. El dadaísmo o el fauvismo, por poner solo dos nombres, trabajaron con estas premisas. Ahora todo eso salta por los aires. Cada artista produce en soledad, sin grupos y sin manifiestos, aunque se teorice con posterioridad. Y el epicentro artístico se pierde, para siempre, de París. Ya no será el lugar donde acudan artistas de toda índole. Éste se ha mudado a la Ciudad de los Rascacielos. 

 

8.- Una de las características del pop art más peculiares es que gustó antes al público general que a los supuestos profesionales

Y la crítica fue la última en apuntarse a la nueva ola. Quizás por primera vez en la historia, una forma novedosa de hacer arte llega antes (en el sentido amplio del término) a los coleccionistas e, incluso, a un público general que a los galeristas. Por si esto fuera poco, la crítica se quedó rezagada, como a trasmano con la nueva manera de crear. 

9.- Hay un gusto por la palabra escrita que se incorpora a la obra

Probablemente procede de la influencia del cómic o de las revistas ligeras de consumo y temática liviana. La palabra, los “bocadillos”, la tipografía, las expresiones escritas forman parte de la obra junto con las imágenes.Y es esta una de las características del pop art que entroncan o emparentan con la poesía visual que comienza a generarse a partir de la década de los sesenta y que pretenderá romper las fronteras y barreras existentes entre la literatura y las artes plásticas. 

10.- El color extremo y la repetición es otra de las características del pop art

Las series, la repetición, los puntos que forman las figuras, la eliminación de cualquier sombra y/o perspectiva, los colores planos o brillantes son características del pop art más conocido.  

Además, el pop art pone énfasis en el espectador, en ese recptor del mensaje que, con su mirada, modifica aquello que se quiere decir. Casi no tienen que hacer un esfuerzo por llegar al gran público. El gusto y el amor se produce casi de inmediato encumbrando a la fama y a la riqueza a buena parte de sus creadores.

Por Candela Vizcaíno | Doctora en Comunicación por la Universidad de Sevilla 

 

 pop art o arte pop

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí

Acepto